El tiempo en Bejuma


Bejuma, Comunidad

El “derecho de frente” no es la propiedad sobre la calle o acera

octubre 29, 2013, 4:24 pm
Por: Redacción

“La gente ha malinterpretado lo que significa el derecho de frente, que no es más que un pago de impuesto inmobiliario y no la propiedad sobre la acera o la calle”.

Estas son palabras del director de Hacienda y Catastro de la Alcaldía de Bejuma, Pedro Santana, quien explicó a DICHO Y HECHO que “las aceras, calles y brocales son de uso público pero le pertenecen al municipio e incluso toda modificación que los vecinos quieran hacer sobre estos bienes, deben ser previamente autorizados por la Alcaldía”.

Dijo que este impuesto municipal lo deben pagar los dueños de parcelas o inmuebles residenciales o comerciales ubicadas dentro de la poligonal urbana del municipio. Los recursos que recauda la municipalidad por este concepto se revierten en la limpieza y mantenimiento de las aceras, brocales y calles. “Pero no es que el que pague sea dueño del frente y va a atravesar lo que quiera ahí”, aclaró el director de Hacienda.

Agregó que toda persona que quiera vender o alquilar su casa, local o terreno, debe estar al día con este impuesto. “Afortunadamente la mayoría de los bejumeros tiene una conducta tributaria voluntaria y no tenemos problemas con el pago de este impuesto”, acotó Santana.

 

Un impuesto viejo

El “Derecho de Frente” se utilizó cuando el gobierno municipal era competencia de los concejos. En 1990, cuando se establecieron las alcaldías, pasó a llamarse Impuesto Mobiliario. En Bejuma, en el 2009 se promulgó la Ordenanza de Impuestos Mobiliarios, pero no fue sino hasta el 2012 cuando se le dio el ejecútese. “Como el Código Tributario nos permite cobrar hasta cuatro años vencidos, eso fue lo que hicimos”, explicó Santana.

 

Lo que no se debe hacer

Muchos ciudadanos creen que por pagar el Impuesto Inmobiliario tienen derecho a usar el frente  (la acera y la calle) a su antojo. En Bejuma es común ver personas que han construido kioscos y tarantines arriba de las aceras o en la calle obstaculizando el tránsito vehicular y peatonal. También sobran los comercios que agarran las aceras y calles para exponer sus mercancías.

Muchos negocios y oficinas atraviesan conos, avisos, cajas y cuanto perol les sirva para reservarse el espacio, bien sea para descargar sus mercancías o para estacionar sus vehículos particulares, todo por la viveza y la falsa creencia de que el frente les pertenece.

También son conocidos en Bejuma el caso de una panadería que modificó la acera hasta dejarla a unos 40 centímetros sobre el nivel de la calle, techó, colocó chaguaramos y mesas para sus clientes; o el de los supermercados que utilizan los espacios públicos como estacionamiento sin dejar espacio para los peatones.

En las residencias la situación no es distinta. Los vecinos suelen modificar la acera para hacer rampas hacia los garajes sin cumplir con las especificaciones ni tener el permiso de la Alcaldía, o simplemente usan la acera como estacionamiento privado. Las rumas de escombros de las construcciones suelen permanecer semanas frente  alas casas.

En ninguno de estos casos se toma en cuenta que todas estas transgresiones a las ordenanzas y leyes ponen en riesgo la integridad de personas discapacitadas, niños y ancianos que no pueden utilizar las aceras ante tanto impedimento.

 

Respetemos las leyes

 

Reglamento de Ley de Tránsito Terrestre

Artículo 275. Queda prohibido estacionar y es agravante:

-Sobre una acera o sitio destinado exclusivamente al tránsito de peatones.

-Frente a una entrada de garaje.

 

Artículo 313. Queda prohibido utilizar las aceras o sitios destinados al tránsito de peatones como depósito de materiales, así como botar o dejar sobre la vía pública, clavos, latas, piedras u objetos que pongan en peligro la seguridad del tránsito.

 

Ley de Tránsito Terrestre

Artículo 170. Serán sancionadas con multas de cinco Unidades Tributarias (5 U.T.), sin perjuicio de las sanciones establecidas en esta y otras leyes, quienes incurran en las siguientes infracciones:

-Estacionar en lugares prohibidos por el Reglamento de esta Ley o en zonas demarcadas y señalizadas para vehículos y equipos de emergencia y prevención, u obstruir sus accesos.

-Reservarse sin autorización espacios de vía pública con fines personales o comerciales.

 

Ordenanza sobre el Servicio de Aseo Urbano y Domiciliario

-Artículo 17. Está totalmente prohibido arrojar desperdicios, depositar o acumular materiales de construcción y escombros y demás desechos provenientes de la demolición o reparación de inmuebles en las calles, aceras y demás lugares públicos.

-Articulo 43. Quienes violen este artículo serán sancionados con multas que van de cuatro a seis unidades tributarias.

 

Paula Bauer

Foto: Pedro Sanabria

NOTICIAS RELACIONADAS
 
COMENTARIOS
 
Dicho y Hecho Todos los derechos reservados
Design By: