El tiempo en Bejuma


Opinión

Obligación de manutención en Venezuela

julio 2, 2015, 12:18 pm
Por: DichoyHecho

Daniela Hernández Camarán

Muchos padres, desconocen que es importante, cuando deciden separarse de sus esposas o parejas, el comenzar a aportar la manutención para los hijos, así pues, al separarse no se ocupan o simplemente no se organizan en cuanto al Régimen de Obligación de Manutención.

Opinión - manutencion

Tenemos casos como, el padre que se va de casa y aun mantiene gastos de dicha casa, así como se ocupa del mercado y demás gastos del niño, pero lo hace comprando los insumos sin dejar constancia de estos aportes, es decir, entregan dinero en efectivo a la madre del niño para que ella pague el colegio, en ocasiones hacen mercado y lo llevan a la casa pero no solicitan a la madre que haga constar en las respectivas facturas que recibió el abastecimiento de alimentos, convirtiéndose esta situación en un bomba de tiempo a largo plazo.

“Si el padre no tiene cómo demostrar que la madre percibe el monto establecido, puede generar mora en el cumplimiento, aunque este sí haya cumplido”.

Si bien, también existen casos donde los padres sencillamente no se hacen cargo de la responsabilidad que comparten con las madres en cuanto a los gastos de manutención de los niños, a estos sí les sale sobradamente demanda de fijación de obligación de manutención, así como el embargo de su sueldo cuando impuesta dicha fijación, la incumple a pesar de ella.

Ahora bien, en los casos de esos padres que sobradamente cumplen con su obligación y no guardan respaldo de dicho cumplimiento, les recomiendo de antemano, que primeramente contraten los servicios de un abogado especialista en esta importante materia, a los fines de conseguir que se homologue un acuerdo de cumplimiento, que incluya por supuesto una cuenta bancaria a la cual la madre tenga acceso, con la finalidad de que en dicha cuenta se deposite regularmente el monto destinado al régimen de obligación, es importante que el dinero destinado a la manutención de niños, niñas y adolescentes pueda ser percibidos por la madre cuidadora, porque si no tienen cómo demostrar que la madre percibe el monto establecido puede generar mora en el cumplimiento -aunque el padre haya cumplido- puesto que se ha convertido en una costumbre jurisprudencial este aspecto.

Veamos, el artículo 366 de la Ley de Protección de Niños, Niñas y Adolescentes señala que “la obligación alimentaria es un efecto de la filiación legal o judicialmente establecida, que corresponde al padre y a la madre respecto a sus hijos que no hayan alcanzado la mayoridad…”, de donde se desprende, en consecuencia, la procedencia de la obligación alimentaria a los representantes legales, en este caso, al padre y a la madre, cuya filiación se demuestre -mediante acta de nacimiento. Así pues el artículo 365 de la Ley de Protección de Niños, Niñas y Adolescentes señala que “La Obligación de Manutención comprende todo lo relativo al sustento, vestido, habitación, educación, cultura, asistencia y atención médica, medicinas, recreación y deportes, requeridos por el niño, niña y adolescente”. Entonces se sobreentiende que la obligación de manutención por parte del padre que no vive con el niño, niña y adolescente, corresponde a su parte cuota de responsabilidad sobre el niño, ya que este, vive con la madre, come y se viste de acuerdo a lo que la madre le compre, por ende el padre debe aportar en dinero parte de estos gastos, más específicamente la mitad, pues, la responsabilidad es compartida.

Y así lo reafirma el artículo 76 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela “El padre y la madre tienen el deber compartido e irrenunciable de criar, formar, educar, mantener y asistir a sus hijos o hijas, y éstos tienen el deber de asistirlos o asistirlas cuando aquél o aquella no puedan hacerlo por sí mismos o por sí mismas…”

Así también el artículo 27 de la Convención sobre los Derechos del Niño establece que: “1. Los Estados Partes reconocen el derecho de todo niño a un nivel de vida adecuado para su desarrollo físico, mental, espiritual, moral y social. “2. A los padres u otras personas responsables por el niño les incumbe la responsabilidad primordial de proporcionar, dentro de sus posibilidades y medios económicos, las condiciones de vida que sean necesarias para el desarrollo del niño…”. “ 4.- Los Estados Partes tomarán todas las medidas apropiadas para asegurar el pago de la pensión alimenticia por parte de los padres u otras personas que tengan la responsabilidad financiera por el niño, tanto se viven en el Estado Parte como si viven en el extranjero…”

Por todo lo anterior es fundamental, que los padres o las madres que no tenga la custodia de sus hijos, es decir, que no vivan con sus hijos, cumplan cabalmente su responsabilidad de manutención, que no puede ser aquella que le depositen a un tío, algún amigo cercano -para que se la haga llegar a sus hijos- sino la única y exclusivamente aquella, que depositen o transfieran a la madre cuidadora, quien tenga la custodia de los niños, pues ella y solo ella sabe cómo va a administrar los gastos de comida, ropa y demás necesidades de los niños, niñas y adolescentes. Pues amigos, es solo la madre que posea la guarda de su hijo, quien se encuentra contribuyendo de esta manera con la atención diaria, a la que corresponde en consecuencia fijar la cantidad con la cual el padre debe participar a favor del interés superior de los niños, niñas y adolescentes.

Entonces tenemos, padres o madres -porque existen casos- que no vivan con sus hijos, tienen el deber de cumplir con la Obligación de Manutención, de sus hijos, incumplir esto puede inclusive acarrear la perdida de la Patria Potestad de sus hijos, pero ya ese es otro de muchos casos de los que hablaremos más adelante.

NOTICIAS RELACIONADAS
 
COMENTARIOS
 
Dicho y Hecho Todos los derechos reservados
Design By: